Cómo limpiar tu vitrocerámica

Vitroceramicas; limpiar manchas y quemaduras

Las cocinas es una de las zonas en nuestro hogar dónde solemos pasar mucho tiempo y más solemos reformar. Seguro que alguna que otra reforma de decoración o electrodomésticos ha caído ¿verdad? Cada vez son más las familias que optan por la popular inducción, ya que combina a la perfección elegancia y modernidad. ¿Pero has pensado en su limpieza y mantenimiento?

En Limpiezas en Madrid Termy queremos ayudaros a conseguir ese propósito, pero antes de que nos pongamos manos a la obra, creemos que es importante resaltar que la tecnología que utilizan este tipo de cocinas, no tiene nada que ver con la cocina tradicional; en su lugar, las de inducción utilizan un campo magnético que reacciona ante un estímulo para producir calor.

Por eso tienen un aspecto tan nítido, fino, brillante como el “cristal” y por ello en cuanto a su limpieza, se deben tomar una serie de precauciones para lograr sortear la aparición de rayones o arañazos. Nuestros profesionales les recomiendan la utilización de todo tipo de utensilios de limpieza como almohadillas, brillos y/ o esponjas diseñadas especialmente para este objetivo; limpiar vitrocerámica.

consejos de limpieza para vitroceramica

¿Hay alguna indicación básica, pero importante para llevar a cabo un buen proceso de limpieza?

Desde Limpiezas en Madrid Termy creemos en la constancia y en el mantenimiento diario de una zona tan importante como la vitrocerámica, ya que por higiene de la comida que ingerimos todos los días debe de estar impoluta. De este modo nos aseguraremos un mínimo de seguridad alimenticia. Es algo lógico. Por lo que os recomendamos después de su uso, recurrir a un par de gotas de producto para limpieza de vitrocerámica disponible en cualquier superficie, de este modo te será más sencillo eliminar la mancha en cuestión y más estando aún reciente.

Os advertimos, que algunas marcas de vitrocerámicas, facilitan o bien informan a sus clientes de la existencia de un rascador testado para su limpieza de este modo, os dan la clave para no rayar la superficie.

Si necesitas unos pasos bien definidos para poder adquirir tu rutina de mantenimiento, te enumeramos a continuación los pasos:

  • Para comenzar, vale con aplicar un poco de limpiador común de superficies de la vitrocerámica de tu cocina que puedes adquirir en cualquier supermercado. Puedes hacerlo con papel de cocina o con un trapo desechable de cocina. Posteriormente, debes dejarlo actuar aproximadamente unos 10 minutos. Luego, llega el momento de retirar con papel seco el resto del limpiador de la superficie.
  • ¿No sabes cómo retirar las marcas más difíciles de vertidos y residuos quemados? Es muy sencillo, os aconsejamos que apliquéis directamente desengrasante sobre la propia mancha, si viene en spray es aconsejable que utilices un algodón para impregnarlo así directamente sobre la marca, por ejemplo de aceite quemado, que se ha vuelto a quemar con anterioridad. Ahora es el momento de dejar reposar la mezcla, y dejarlo actuar aproximadamente un par de minutos. Tras este proceso, ya puedes retirarlo con la parte rugosa de la esponja del lavavajillas de doble cara, el tradicional que puedes encontrar en tu cocina sin problema alguno.

¿Estos procesos no han sido suficientes? Si no eres capaz de retirar estas manchas, es el momento quizás de plantearse recurrir a profesionales como los que encontraras en Limpiezas en Madrid Termy.

Más información

Deja tu valoración
Nosotros te llamamos

Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver cualquier duda que tengas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button